Autor Tema: Que vergüenza de Pais y de personas ..solo siento asco por los la Clase Politica  (Leído 899 veces)

yorss

  • Hero Member
  • *****
  • Mensajes: 22203
  • Karma: 99
solo de leerlo las tripas se me retuercen

http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/ellas/2015/05/27/carta-abierta-a-esperanza-aguirre.html


quiero una parcela en la Luna por Dios
Cursos de bolsa Systemyorss..................si estas interesado enviame un privado .....y nos pondremos en contacto ...gracias

Tambien Asesoramiento Personalizado sobre valores de la bolsa española ,con más de 25 años  de experien

AREVACO

  • Hero Member
  • *****
  • Mensajes: 1166
  • Karma: 10
Que vergüenza de Pais y de personas ..solo siento asco por los la Clase Politica
« Respuesta #1 en: 27 de Mayo del 2015 a las 13:14:08 »
Cita de: yorss;270285
solo de leerlo las tripas se me retuercen

http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/ellas/2015/05/27/carta-abierta-a-esperanza-aguirre.html


quiero una parcela en la Luna por Dios

No te lo tomes muy en serio, Yorss, ni la una ni la otra merecen la pena.

river

  • Hero Member
  • *****
  • Mensajes: 18663
  • Karma: 26
Que vergüenza de Pais y de personas ..solo siento asco por los la Clase Politica
« Respuesta #2 en: 27 de Mayo del 2015 a las 13:14:51 »
La era "Jurásica" desapareció, ahora éstos dinosaurios, solo les quedan unos años para desaparecer, es cosa del tiempo. Yoors, no tengas miedo a los cambios que se avecinan. Yo, lo tengo claro que el principal problema que teniamos es que nos estaban engañando con muchas causas que no eran problemas grandes, pero por detrás estaban robando milies de millones de €. Estamos con una deuda de 1Billón de €, algunos no saben ni pasarlo a pesetas. Solo tienen miedo a perder el chollo y que abran los cajones, alfombras, etc.... Es lo único que tienen miedo.

Josechu

  • Hero Member
  • *****
  • Mensajes: 4399
  • Karma: 10
Que vergüenza de Pais y de personas ..solo siento asco por los la Clase Politica
« Respuesta #3 en: 27 de Mayo del 2015 a las 13:14:59 »
Es necesaria una reforma de la ley electoral que limite el mandato de todos los presidentes y alcaldes a dos legislaturas. La permanencia en el poder lleva a que muchos consideren que el cargo público es parte de su patrimonio, se consideran imprescindibles y acaban siendo presa de los peores conductas como la soberbia y la corrupción. La gente nueva entra con ilusiones de hacer cosas para todos no sólo para ellos.

river

  • Hero Member
  • *****
  • Mensajes: 18663
  • Karma: 26
Que vergüenza de Pais y de personas ..solo siento asco por los la Clase Politica
« Respuesta #4 en: 27 de Mayo del 2015 a las 13:18:45 »
aaaah, Yoors, que aquí quien manda es Alemania y sus buenos socios. Nosotros no pintamos una mona, jejeje. Relájate y goza de la vida, jejeje

josua27

  • Hero Member
  • *****
  • Mensajes: 3784
  • Karma: 12
Que vergüenza de Pais y de personas ..solo siento asco por los la Clase Politica
« Respuesta #5 en: 27 de Mayo del 2015 a las 16:42:42 »
Es de vergüenza, tenemos ayuntamientos de cientos de habitantes o de pocos miles de habitantes en los cuales la mayor parte del presupuesto se va en gastos de personal (Personal colocado a dedo). Todos sabemos, o creo que sabemos como funcionan los contratos de obras que se hacen en esos Aytos. Es una vergüenza que el PP no hubiera aprovechado hace cuatro años para hacer una "limpieza", que hubiera liquidado a todos los pequeños fusionándolos y empezara a controlar de una vez los chanchullos que tienen. En vez de eso tenemos al sinvergüenza de Rus contando billetes.
Si algo desprecio en el ser humano es la cobardía, y cobardía es lo que tienen ahora el PP y el PSOE a raudales, que lo único que hacen es tirar hacia delante como pueden pero no se molestan en limpiar en serio sus casas. Una puta vergüenza, luego les extrañará que no les boten.
Y no quiero hablar de la mierda metida en las Diputaciones o en las CCAA.

josua27

  • Hero Member
  • *****
  • Mensajes: 3784
  • Karma: 12
Que vergüenza de Pais y de personas ..solo siento asco por los la Clase Politica
« Respuesta #6 en: 27 de Mayo del 2015 a las 17:00:03 »
Ya se que es un poco largo pero creo que os puede resultar curioso, entre otras cosas habla de las diferencias entre Aytos. en España y en USA.
Y perdonad por el formato, pero lo saqué de un pdf.

Desayuno con Jesús Fernández – Villaverde.
“La salida de la crisis: cómo y cuándo”.
Hotel Wellington, Madrid.
21 de septiembre de 2012.

Jesús Fernández – Villaverde, catedrático de  Economía en  la  Universidad de  Pensilvania desde  2007  y  miembro  de  la Fundación de  Estudios  de  Economía  Aplicada  (FEDEA),  del  Nacional  Bureau  of  Economic Research (NBER), del «grupo de los cien» y del consejo editorial de varias e importantes publicaciones nacionales e internacionales. Es Licenciado en Derecho y en Ciencias Económicas y Empresariales por ICADE (E-3, promoción de 1996) y Doctor en Economía por la Universidad de Minnesota (EE. UU.).


Muchísimas gracias por haberme invitado; es un placer estar aquí con alguno de mis antiguos profesores y compañeros.

Yo terminé E-3 en julio de 1996 y cuatro semanas después cogí un avión y me fui a Minnesota. Llevo en EE.UU. desde entonces.  Soy de la generación de internet, lo que quiere decir que quiere decir que todas las mañanas, cuando te levantas,  lees el periódico y escuchas la radio española,  lo que te hace seguir vinculado con España. En los dos últimos años,   muy preocupado por la situación actual, intento contribuir un poquito en la discusión intelectual sobre la situación en España.
 
Una de las vinculaciones que tengo con España es que soy Director de Cátedra de FEDEA (Fundación de Estudios de Economía Aplicada), creada por Luis Ángel Rojo hace 25 años. Lo que intentamos hacer en FEDEA es un análisis objetivo, lo menos partidista posible, sobre la situación económica. En concreto, una de las cosas que yo hago para FEDEA es elaborar un índice sobre la evolución de la situación económica. Cogemos muchísimas series económicas distintas, utilizamos métodos estadísticos modernos y extraemos un índice de cómo está la economía   española. La manera de interpretar este índice es muy sencilla: Cero quiere decir que la economía española está en su media histórica, que  más o  menos equivale a crecer el 2%-2,5% al año. El  valor del índice  equivale a desviaciones estándar, es decir, cómo de lejos estamos de la media histórica. La manera de entender este gráfico es que -1 quiere decir que estamos una desviación estándar por debajo de la media; -2 significa dos desviaciones estándar por debajo de la media, etc.

Gráfico 1: índice FEDEA sobre la evolución de la situación económica en España

El gráfico 1 representa la evolución del índice desde 2008. Lo que se ve aquí es que la economía española desde 2008 entró en una crisis muy profunda, que tocó fondo hacia abril de 2009, y luego tuvo una recuperación desde abril de 2009 a abril de 2010, que básicamente vino dada por un fuerte incremento del gasto público. Luego hemos tenido una caída más lenta que la que tuvimos durante el periodo 2008-2009, pero  (lo que es más preocupante) que parece que no ha tocado fondo todavía. Estos datos que presento están actualizados a agosto de 2012. En estos momentos estamos en una desviación estándar   de 1,5% por debajo de la media, que corresponde, más o menos, a un crecimiento de -2% anual. La economía española está en una situación muy mala y sufrimos esta situación desde enero de 2008; es decir, llevamos ya cuatro años y no hay ninguna evidencia de que esto empiece a subir.

Uno podría tener la sensación de que simplemente estamos pasando por  una  crisis  coyuntural:  “Nos  dedicamos a construir casas en medio del desierto, nos dedicamos a pedir créditos como locos y una vez  que  logremos  resolver  estos  problemas  las  cosas  cambiarán”.  No.  Hay  algo  mucho  más  profundo. En el gráfico 2 reflejo el nivel de renta per capita de los distintos países. Los años van desde 1820 hasta hoy día. España crece muy poco durante el siglo XIX. Tenemos los años 30 con una guerra civil y una posguerra muy, muy dura, pero a partir del comienzo de los 50 y, en especial, a partir del Plan de Estabilización de 1959, España crece muy deprisa y cierra la enorme distancia que teníamos con EE.UU.

Gráfico 2: Evolución del nivel de renta per cápita en varios países en siglos XIX y XX

Piensen Uds. en el caso de España en 1959. Éramos un país atrasado, con una dictadura y, en cierto sentido, lo único que teníamos que hacer era copiar un poquito las instituciones y la tecnología de otros países. Y veníamos de tan atrás que   era muy fácil crecer muy deprisa. Eso es lo mismo que cuando uno no sabe nada de la Historia de Polonia, por poner un caso totalmente aleatorio, y llega a una  clase  de  Hª  de  Polonia.  Las  dos  primeras  semanas  uno  aprende  muchísimo,  es  muy  fácil aprender. El problema surge cuando uno está mucho más cerca del límite. Y eso es lo que nos pasó en España. España a finales de los años 90 había llegado a una situación en la cual este proceso histórico de convergencia con los EE.UU. se había agotado. Nos habíamos abierto al exterior, nos habíamos incorporado a la Unión Europea, habíamos mejorado mucho nuestras instituciones, pero esto  se  había  agotado.  El  problema  que  tuvo  España  fue  que,  en  vez  de  sentarnos  a  intentar establecer las bases del crecimiento económico para las siguientes décadas, tuvimos la gran burbuja.

La crisis de España no es sólo el problema de la burbuja inmobiliaria. Más allá de la crisis coyuntural está una crisis estructural e institucional que requiere de cambios más profundos.
 
El  problema  de  la  burbuja  no  fue  que  nos  dedicásemos  a construir   casas   en   la   mitad   de   Teruel,   sino   el   que   nos olvidáramos de que España había llegado al límite de sus instituciones y de su modelo de crecimiento económico y de que era  necesario  cambiar  España  de  una  manera muy  profunda. Pero era muy difícil en el 2002/2003 ir al público, al electorado, o a   los   políticos   y    decirles:   “tenemos   que   sentar    las   bases   de  nuestro   crecimiento   en   el   largo   plazo”.   Con   lo   cual   ahora   nos  encontramos en  una  situación en  la que tenemos que hacer: primero  salir de  la  crisis coyuntural y, segundo, intentar sentar las bases del crecimiento a medio plazo. Y esto, además, en una situación en la que el mundo ha cambiado de manera muy profunda. Lo que ha cambiado en el mundo es China, de repente tenemos 1.300 millones de personas que se han incorporado a la economía mundial,  y también India de una manera más limitada. Y esto está haciendo que por completo el mundo esté cambiando. Y está cambiando a una velocidad y de una manera tan profunda que es muy difícil no intentar sentarse y decir: ¿qué va a hacer España en este mundo que va a cambiar de una manera tan radical?
 
¿Cómo estamos nosotros en esta situación de crisis coyuntural, pero también de agotamiento de nuestro modelo productivo en el largo plazo?

Algunas ventajas tenemos:

    Somos un país donde hay una democracia que, más o menos, funciona.

    Estamos integrados en la comunidad internacional, lo cual para la gente de mi generación es muy obvio, pero no lo era para la España de los años 50.

    Somos un país que todavía es relativamente próspero. Es verdad que tenemos un 25% de desempleo, que estamos en una crisis, pero no es un país en el que la gente se muera de hambre en la calle y tenemos ciertas empresas punteras a nivel internacional (esto es algo a lo que voy a volver más tarde). Uno camina por EE.UU. y ve el BBVA y el Banco de Santander y en China no hay nada que les guste más a los chinos que Zara; lo primero que preguntan los chinos al salir de Barajas cuando llegan a España es por Zara. Es decir, que somos capaces de hacer las cosas bien.

A la vez, tenemos problemas:

    Somos un país con muy poca capacidad de influencia, porque somos un país pequeño, con 44 millones de habitantes, frente a los 1.300 millones de China o, incluso, con los 310 millones de EE.UU. Esto es particularmente importante en este momento porque España requiere, nos guste o no, de la ayuda internacional. Dependemos de la buena voluntad de nuestros socios europeos.

    Somos  un  país  que  tiene  problemas  muy  serios  y  parece  que  todavía  no  nos  hemos convencido de que tenemos que afrontarlos.

Esta es una lista no exhaustiva, pero sí bastante completa, de los problemas que tenemos.

1.   Tenemos una estructura institucional que no funciona. Es un poco fuerte decirlo y quizás me hace ser un poco radical (algo que no va con mi personalidad, pues soy una persona muy conservadora, en el sentido tradicional del término, siempre un poco reacia a los cambios y a la idea de no seguir la tradición), pero creo que realmente en estos momentos estamos en una situación en la que hay que cambiar nuestra estructura institucional.

2.   Tenemos un creciente dualismo de nuestra estructura económica. Era  a lo que me refería antes con Zara: tenemos unas grandes empresas punteras, pero tenemos muchísimas empresas de baja productividad.

3.   Tenemos un agudo envejecimiento demográfico, que es extraordinariamente grave (volveré a esto más adelante).

4.   Tenemos un fortísimo problema de endeudamiento privado.
 
5.   Tenemos  un  altísimo  déficit  público,  alrededor  del     5%  estructural.  Este  año cerraremos alrededor del 8%, pero estamos en medio de una recesión.

6.   Tenemos   lo   que   voy   a   llamar   “una   generación   perdida”: 750.000 españoles que ni estudian ni trabajan ni hacen nada con su vida, excepto ver la televisión.

7.   Y (personalmente creo que es lo más grave) un alto segmento de la población no ha interiorizado lo grave de nuestra situación y seguimos sin tener un gran consenso nacional acerca del profundo conjunto de reformas que necesitamos para solucionar los problemas de España.

Voy a entrar en discusión de cada uno de estos temas en un poco más de detalle.

1.   La estructura institucional.

Si hay algo que me ha enfadado, en un sentido profundo de la palabra, durante los últimos cuatro años es que creo que hay un abismal problema de falta de liderazgo en España. Hemos tenido dos Gobiernos, uno de un lado y otro del otro, que no han sabido afrontar los problemas, que se les han dicho las cosas una y otra vez y siempre se han pospuesto para el día siguiente.  Las culpas son exactamente iguales para un lado y para el otro.  Y no solo es un problema  de  falta  de  acción;  es  un  problema
 
España ha sufrido un abismal problema de liderazgo (de acción y conceptual) durante la última década. No es casualidad, sino la consecuencia de un mecanismo de selección de élites horrendo en los partidos políticos, en la alta Administración del Estado y en las distintas estructuras de la vida social y económica, mucho más profundo, conceptual, de no entender realmente los problemas en los que estamos inmersos y de creer que con paños calientes esto se  soluciona.  Y  no  es  una  casualidad  que  nos hayan tocado los Presidentes de Gobierno que hemos tenido. Es una consecuencia del proceso de selección de las élites políticas y sociales que es horrendo, que hay que cambiar. Es un proceso de selección   en   el   cual   tenemos   unos   partidos políticos muy cerrados, en los que lo que importa es la lealtad a los jefes y no el haber demostrado en  algún  momento  una  capacidad  intelectual o profesional.  Tenemos una Alta Administración del Estado (y lo siento por aquellos de ustedes que sean funcionarios) que tiene un sistema de selección de personas que no es el que España necesita en el 2012. Y tenemos una estructura en la vida social y económica que ha sido capturada por los partidos políticos y que ha destrozado por completo nuestra capacidad de reaccionar ante nuestros problemas.

En la página siguiente pueden ver uds. la página web del Ayuntamiento de Majadahonda. Yo no vivo en Majadahonda, no he vivido nunca en Majadahonda ni tengo nada que ver con Majadahonda. ¿Por qué he cogido Majadahonda? Majadahonda tiene 60.000 habitantes y es una ciudad en las afueras de Madrid de clase media-alta profesional. Resulta que yo vivo en Lower Merion, que es una ciudad también de 60.000 habitantes, de clase media-alta profesional, en las afueras de Filadelfia. Lo que estoy intentando decir aquí es que Majadahonda y Lower Merion  son ciudades con características sociológicas semejantes; estoy comparando  naranjas  con  naranjas.  Por  ello  estás  dos  ciudades  deberían,  más  o menos, funcionar igual.
 
¿Qué es lo que ve uno en el ayuntamiento de Majadahonda? Lo primero que uno ve es la foto de  su  Alcalde,  a  su  mayor  gloria.  ¿Cuáles  son  las  noticias  que  el  ayuntamiento  de Majadahonda considera que son importantes? Que el Alcalde De Foxá felicita a los ganadores de las becas de la Universidad Francisco de Vitoria; que el Alcalde de Foxá ha ido a abrir el rastrillo  de  no  sé  qué  en  Madrid…
 
Arriba tienen ustedes la página web de Lower Merion, de mi ciudad. Aquí no ven ustedes al Alcalde por ningún sitio. Lo que ven en la foto de la parte central es la inauguración de la nueva biblioteca municipal y el señor con corbata que hay en la foto es su Director, no el Alcalde. Si ven a las noticias, dicen que van a fumigar para los mosquitos.

Esto es así porque nosotros no tenemos Alcalde. Tenemos un City Manager. En EE.UU. las ciudades como Lower Merion han dicho:   “Esto   es   un   poco   como   una   Comunidad de Vecinos. A mí qué me importa que mi Ayuntamiento esté  a favor o en contra de  la  negociación  con  ETA;  a  mí  que  me  importa  que  mi Ayuntamiento  esté  a  favor  o  en  contra  de  la  legalización  del aborto o de la ampliación de la U.E.  Lo que yo quiero es un tipo que  sepa  manejar  los  problemas   de  mi  ciudad”.  En  Lower  Merion    tenemos un señor que estudió Administración de Empresas, que luego hizo un Master en Administración Pública y que lleva toda su  vida  trabajando  en  administración  pública.  Y  ni  sé  ni  me importa su afiliación política.  Es un extraordinario Director y el Ayuntamiento de Lower Merion funciona absolutamente como la seda. Eso sí, le pagamos 275.000 dólares. Y se los merece.

La situación en la que estamos en España es absurda, porque básicamente los españoles elegimos un alcalde politizado. Como es un alcalde politizado, que nunca ha hecho nada en la vida profesional o privada, nos parece mal pagarle, con lo que su sueldo es 50.000  €… y el tipo tiene una tentación muy grande de hacer corrupción. Y una vez que es corrupto, de manera directa o indirecta, nos enfadamos mucho con él. No, esto hay que romperlo, hay que tener un sistema distinto de selección de élites.

Vayamos de nuevo a internet. Uno quiere saber acerca del ayuntamiento de Majadahonda, p.ej.,  cuánta   gente   hay  designada  a  dedo   en   el   ayuntamiento,  cuánto   se   gasta  el ayuntamiento en cargos de libre designación. ¡Buena suerte! En la web del ayuntamiento se encontrará que toda la información económica del ayuntamiento tiene un gran total de 7 páginas. Si se las bajan, verán que, además del total de ingresos, total gastos, total gastos de personal y total gastos en jardines, no tiene ninguna información. Es imposible saber nada de lo que se gasta el Ayuntamiento de Majadahonda. Imagino que, si fuera concejal o si tuviera interés, podría intentarlo averiguar, pero me va a ser muy difícil.

En la página web de Lower Merion hay 340 páginas con un informe detallado de lo que se gasta el ayuntamiento en todas y cada una de las cosas. Pueden encontrar hasta lo que se gastaron el año pasado en conexión con internet.

Hablaba de selección  de altos cargos del Estado. Sobre esto hemos escrito bastante  en los últimos  meses  en  “Nada  es  gratis”,  el  blog  que  tenemos  en  FEDEA.  En  España  seguimos  con  un sistema de oposiciones en el que se favorece más que nada la capacidad de prepararse unos temas y de exponerlos, pero en donde no se mide la flexibilidad de una persona, su capacidad de dirección, su capacidad de ser un funcionario que realmente va a cumplir con sus labores y, lo que es más importante, es un sistema que dificulta de manera tremenda el movimiento de gente entre el sector público y el sector privado, en el mejor sentido de la palabra:  no es que gente del sector público, después de llevar muchos años en el sector público, se cambie al sector privado; es que alguien que lleve diez años en el sector privado encuentre que en un determinado momento le apetece trabajar para el sector público.

En Inglaterra, que es uno de los países que tiene la selección de funcionarios que más me gusta   en   el   mundo,   tienen,   p.   ej.,   lo   que   se   llama   “Civil   Service   First   Stream”,   que     es   con   lo que se selecciona a los altos miembros del funcionariado británico.  ¿Se les hace aprender 250 temas en una oposición? No. Se les sienta en una habitación, se les dan correos electrónicos y se mide la capacidad que tienen de procesar esos correos electrónicos, de presentar la información de manera adecuada y de proponer soluciones a los problemas ficticios que tienen esos casos. Es un poco como cuando se estudia Derecho: en España sigue habiendo mucho   la   tradición   de   “bola   y   tema”;   en   cambio,   en   EE.UU.   los   exámenes   de   Derecho   son  siempre un  caso  práctico. Es un poco la misma idea: mirar la capacidad de la gente de comportarse en la realidad, no la capacidad de la gente de memorizarse un tema.

La señora de la foto es Mary L. Schapiro es la actual Chairman de la Securities and Exchange Commission, el equivalente a nuestra Comisión Nacional del Mercado de Valores. ¿Qué hizo esta señora?   Estudió Derecho en Georgetown; de 1980 a 1988 fue abogada   en   temas   de   mercado   de   valores;   en   1988   fue nombrada, por Ronald Reagan, comisaria de la CNMV americana; fue confirmada por G. Bush padre y de 1994 a 1996 fue Chairman de la Commodity Futures Trading Commission; de 1996 a 2009 fue miembro de la National Association of Securities Dealers; en 2009 ha sido nombrada  Presidente de la Securities and Exchange Commission. Es una persona que lleva desde 1980 dedicándose a la regulación del Mercado de  Valores,  que  tiene  29  años  de  experiencia  en  el  sector,  que  ha  sido  nombrada  para distintos cargo por R. Reagan (republicano), G. Bush (republicano), B. Clinton (demócrata), G. Bush, hijo,(republicano) y B. Obama (demócrata).

Ayer miré la noticia del nombramiento de Elvira Rodríguez. Cuando uno pone el nombre de Elvira Rodríguez   en Google Images, el hecho de que la primera imagen salga con un fondo del PP creo que ya lo dice todo. Licenciada en CC Económicas por la Universidad Complutense de Madrid y Auditora del Estado, lo cual es un cargo importante, pero no está relacionado directamente con el Mercado de Valores; ha sido Directora General de Presupuestos en 1996, Secretaria de Estado de Presupuestos y Gastos, Ministra  de Medio Ambiente, Consejera de Transportes, Presidenta de la Asamblea de Madrid y Senadora. Todo muy bonito y fantástico. No sé si fue buena o mala Consejera de Transportes, o buena o mala Presidenta de la Asamblea de Madrid; lo que sí sé es que uno puede ser Presidente de la CNMV cuando cumple uno de los tres siguientes requisitos:

Es un jurista con experiencia en el mercado de valores; Es un economista que sabe de mercados financieros;
Es una persona de la industria que lleva muchos años trabajando para los servicios financieros.

Elvira Rodríguez no cumple ninguna de las tres características. Y lo que es más importante: es una persona con una connotación política tan profunda que cómo le voy yo a explicar a un inversor extranjero, en Alemania o en EE.UU., que,  si va a haber una OPA y la CNMV tiene que decidir si es adecuada o no, va a poner los intereses de los inversores de los inversores por encima de los intereses de Cristobal Montoro.
 
Una cosa que me dijeron cuando me enseñaron a dar clase a los MBA en EE.UU. es que más o menos a mitad de la presentación siempre es importante poner la foto de un artista o de un actor de cine. El de la foto es Arnold Schwarzenegger,  que  fue  Gobernador de California. El que está a su lado es Mark Yudof; es el Presidente de la Universidad de California, que es probablemente la más grande   del   mundo   y   una   de   las   más   distinguidas (Berkeley,   San   Diego,   UCLA,   etc.   son   parte   de   la Universidad de California). ¿Cómo llega Mark Yudof  a ser Presidente  de  la  Universidad  de  California?  Primero,  porque  es    un  administrador,  ha trabajado como administrador en la universidad y lo hizo muy bien. Fue Presidente de la Universidad de Minnesota, luego fue Presidente de la Universidad de Texas y ahora es Presidente de la Universidad de California. Es una persona muy buena, reconocido por todos como uno de los mejores Presidentes de Universidad de EE.UU. Fue seleccionado por un comité de notables, que   hizo una búsqueda seleccionada de gente, miraron currículos, los entrevistaron     y   se   lo   propusieron   a   Arnold   Schwarzenegger,   que   dijo:   “si   esta   es   la   persona  que  ustedes  han  seleccionado,  pues  muy  bien”.  ¿Es  Mark  Yudof  de  derechas  o  de  izquierdas?  No lo sé ni me importa; ni lo sabe Arnold Schwarzenegger ni le importa. Por cierto, cobra 1 millón de dólares, porque el talento hay que pagarlo y, si un tipo es lo suficientemente listo para   gestionar una universidad como la de California, hay que pagarle, igual que hay que pagar a Cristiano Ronaldo.

Esto  es  un  artículo  en  el  País  el  día  después  de  las  elecciones  a  Rector  de  la  Complutense:  “La  izquierda mantiene su bastión en   la   Complutense   con   la   victoria   de   Carrillo”.   Esto   es   una  vergüenza. ¿Cómo puede ser posible que, cuando uno vote a Rector en España, importe si uno es de derechas o de izquierdas? Voy a llegar mucho más lejos: ¿cómo es posible que en España creamos que una manera lógica de seleccionar a un Rector sea una votación? No tiene ni pies ni cabeza. Por ejemplo, Telefónica tiene que elegir nuevo Presidente y votan todos, No, eso no va a funcionar, La universidad funciona mal en España porque los rectores  no están preocupados porque la universidad tenga el máximo nivel, como Mark Yudof, sino que lo
 
están porque el personal administrativo le apoye en las siguientes elecciones o porque los estudiantes estén contentos. No podemos seleccionar rectores de esta manera. Yo siempre cuento la siguiente anécdota: un día intenté explicar a un profesor colega de la universidad cómo   seleccionamos   a   los   rectores   en   la   universidad   española   y   me   dijo:   “Jesús,   me   estás  tomando el pelo. No puede existir un país en el mundo sensato que elija a los rectores de esta manera”.  Y  se  enfadó  conmigo.

2.   La dualidad en las empresas.

Hablaba antes de la dualidad y presentaba el caso de Zara, Telefónica, BBVA o Santander como  empresas punteras.

Gráfico 3: Comparativa de la productividad de las empresas según tamaño

No es que nuestras empresas grandes no funcionen. El problema es que tenemos muy pocas de ellas y tenemos que cambiar las cosas para que los empresarios jóvenes que tienen buenas ideas puedan empezar a crecer. Para ello hay que cambiar muchísimo nuestra estructura regulatoria y nuestra estructura de mercado.

El gráfico 3 es muy interesante. Vemos en él  la productividad del trabajo y el tamaño de las empresas españolas en comparación con EE.UU.  Las grandes empresas (en azul) tienen una productividad igual en España que en EE.UU. España no tiene un problema de productividad en sus grandes empresas. El problema de España es otra cosa distinta. En primer lugar es que las empresas  pequeñas son un poco menos productivas, aunque no radicalmente menos. El problema de España es que tenemos muchas empresas pequeñas. Imaginemos que yo soy un chaval joven de Cáceres que tiene una buena idea: va a vender bocadillos mejores que los que nadie hace. El problema que voy a tener es que hay tal nivel de regulación en España, tal problema de acceso a la financiación, con muy pocas compañías de capital riesgo, con muchísimas  barreras  al  mercado  interno,  etc.,  que  me  voy  a  quedar  con  una  tienda  en Cáceres. Si yo soy una persona que tiene una idea similar en la mitad de la nada en Kansas, en
EE.UU., en tres años tengo 400 tiendas de bocadillos por todo en EE.UU.

3.   Nuestra demografía.

Es otro tema importantísimo. En el Gráfico 4 vemos la Pirámide de la Población de cuando estudiábamos ciencias sociales. A la izquierda los hombres; a la derecha las mujeres y en vertical la edad. Esta es la pirámide de 1970 y, claro, se llamaba pirámide porque parece una pirámide.

Gráfico 4: Pirámide de la Población Española en 1970

Vayamos al 2011 (Gráfico 5) Esto es la consecuencia de nuestra tremenda caída de la fertilidad y ahora parece una urna.

Gráfico 5: Pirámide de la Población Española en 2011
 
El grafico 6 representa la pirámide de 2049.

Gráfico 6: Pirámide de la Población Española esperada en 2049

Mi profesor de demografía me explicaba  que la demografía es como un superpetrolero, de esos que vienen de Oriente Medio cargado con 100.000 toneladas de petróleo: tiene que empezar a girar muchas millas antes de que uno quiera girar. Pues pasa lo mismo con la demografía, porque ¿quién va a estar vivo en el 2049? Esperemos que todos nosotros. Un niño que nace hoy va a tener 37 años en el 2049. Es decir, todo el mundo que va desde la flecha roja para arriba ya ha nacido, los podemos contar. Luego, tenemos que hacer cierta predicción acerca de la fertilidad.  Esta otra pirámide está hecha de una serie de predicciones relativamente generosas de fertilidad. Claro, si España sigue teniendo un 25% de paro con un 50% de paro juvenil, la gente no va a tener niños, porque uno lo que no puede hacer es
casarse y tener dos muchachos cuando está en el paro o está cobrando 600 euros.

¿Quién va a pagar nuestras pensiones en 2049? ¿Quién va a pagar la sanidad? Se habla mucho de las pensiones, pero la sanidad es más importante porque el gasto de la sanidad crece de manera exponencial con la edad de las personas y además hay un gran avance tecnológico en sanidad y vamos a querer dar sanidad a los mayores con los nuevos tratamiento médicos. Cuéntenme ustedes cómo vamos a encontrar dinero, a menos que España crezca muy rápidamente en los próximos años, para pagar esto.

Y de nuevo, esto no es la crisis, que es lo que quería decir antes. En España estamos siempre obsesionados con el regateo en el corto plazo, en qué va a pasar mañana o el mes que viene. Estos son problemas que tiene España en los próximos 30 años.

4.   El endeudamiento.

El  gráfico  7  refleja  nuestro  tremendo  problema  de  endeudamiento  privado.  En  azul  se muestra la evolución del crédito promotor y en rojo la del crédito constructor. Son datos del Banco de España. Ven ustedes    que apenas se ha reducido nuestro problema de endeudamiento. Seguimos teniendo un serio problema de endeudamiento y, lo que es más grave, en el 2007 no se hizo nada para intentar solucionarlo. En el 2007 las cosas estaban claras, los problemas estaban encima de la mesa y cualquier persona que había seguido la situación de España en el mercado financiero sabía de este problema. En vez de situar los siguientes cuatro años para intentar solucionarlo, hemos tirado la pelota hacia delante. El problema es que nos hemos encontrado una pared y ahora no podemos seguir tirando la pelota hacia delante.

Gráfico 7: Evolución del endeudamiento privado en España 2005-2011 (por trimestres)

5.   Problema presupuestario.

Tenemos un problema presupuestario muy, muy grande. Decía antes que probablemente tenemos un déficit estructural del 5% del PIB. Una vez que uno tiene en cuenta también el efecto cíclico, este año vamos a cerrar probablemente alrededor del 8%. Acuérdense que dijimos primero que iba a ser el 6,3%, porque nos iban a dar un punto más. A mí me sorprendería muchísimo si bajamos del 8%. El año pasado fue el 8,9%, con lo cual ha habido muy poca consolidación fiscal este año. Esto es un problema porque,  cuando uno tiene el 8% de déficit, alguien lo tiene que prestar y el problema es que, creo que con buenas razones, la gente desconfía de nuestra voluntad de poner nuestra casa fiscal, nuestra hacienda, en orden. Un ejemplo de lo que hace desconfiar de nuestra voluntad de resolver esos problemas: el año pasado enmendamos la Constitución y cambiamos el art. 135 para establecer el déficit estructural  cero,  lo  cual  fue  un  gran  paso  (una  de  las  pocas  cosas  buenas  del  anterior Gobierno). El problema es que, como todo en la vida, los detalles quedaron para una Ley Orgánica y, dado el pequeñísimo interés de la gran mayoría de los españoles por los detalles y, creo que tristemente por el profundísimo desconocimiento de nuestros medios de comunicación acerca de las cosas más concretas, cuando se hizo esta Ley Orgánica ha sido un desastre.  Yo  escribí  en  “Nada  es  gratis”   tres  posts  muy,  muy  largos  explicando  la  Ley  Orgánica  y porqué iba a ser un desastre. La Ley Orgánica es un desastre porque dice que España va a tener un déficit cero, pero las previsiones de ingreso y  gasto las va a hacer el Gobierno; las previsiones de la situación cíclica de la economía española las va a hacer el  Gobierno; la evaluación de si hemos cumplido o no con los objetivos la va a hacer el Gobierno y los planes de rectificación de las desviaciones los va a hacer el Gobierno. Esto es como si yo voy a unos estudiantes   y   les   digo:   “Miren   ustedes   en   el   examen   ustedes se van a preguntar lo que ustedes  quieran,  se  lo  van  a  corregir  ustedes  mismos  y  me  van  a  dar  la  nota”.  Sólo  faltaría  que  encima se suspendieran.

La  Unión  Europea  nos  ha  pedido  repetidamente  que  creemos  un  Consejo  de  Política Económica y Fiscal independiente, como el que se tiene en Suecia y en Inglaterra, que evalúa la situación fiscal de manera independiente y rigurosa. ¿Qué han hecho los Gobiernos de España en los últimos años? Ignorarlo, porque les da miedo perder el control de la política fiscal y les da miedo tener que dar explicaciones de verdad a un Consejo de Política Fiscal.

En el cuadro siguiente lo que intento explicar es que tenemos un problema fiscal muy grande y que cerrar este problema fiscal es tremendamente difícil porque, si reducimos el gasto público, eso tiene un efecto contractivo sobre el PIB, que hace que también nos caiga la recaudación. Este tipo de espiral, de la que la gente de Grecia y de Portugal se queja mucho, hace que el esfuerzo que tengamos que hacer de ajuste para reducir el déficit público sea mucho más grande de lo que realmente parece.

6.   El mercado laboral no funciona.

Tenemos un problema de un mercado laboral que no funciona. ¿Cómo es posible que tengamos casi un 26% de desempleo?

El gráfico 8 correlaciona el crecimiento del PIB (en azul), con el empleo (en verde) y el salario real pactado en convenio (en rojo). Lo que se ve aquí es que cuando el PIB caía de una manera muy rápida ante la crisis y el empleo caía todavía de una manera más rápida, el salario real pactado subía. ¿Cómo puede ser posible? No sé cuántos de ustedes  se acuerdan de las clases de Introducción a la Economía, de la oferta y la demanda, cuando la demanda cae tiene que bajar el precio. Bueno, pues en España sube. En España no vaciamos los mercados por precios, los vaciamos por cantidades. Y esto es porque tenemos un sistema laboral dualista, donde un tercio de los trabajadores tienen un contrato temporal, donde los otros  dos  tercios  tiene  un contrato   permanente   y   donde   los sindicatos responden única y  exclusivamente  a  los intereses de  sus  votantes  medianos,  que  es  “un  trabajador  con  contrato  permanente,  de   unos
55 años, varón  y  de  baja  cualificación”.  Y  esto  es  lo  que   exactamente son los sindicalistas que ustedes ven por la tele y eso es lo que quieren ellos. El empleo les trae al fresco. Sí, van a hacer una manifestación cada 1 de mayo y van a golpearse en el pecho, pero lo que verdaderamente les importa de verdad es esto.

¿Cómo funciona un país normal? Reino Unido. Cae el PIB, el empleo cae un poquito pero, lo que es más importante, el salario real baja porque funciona  el mercado de trabajo.  Porque hay mucha gente que quiere trabajar, no hay suficiente trabajo para todos, baja el empleo y se ajusta.

Llevamos con un mercado de trabajo que no funciona como mínimo desde los años 60 y seguimos con este dualismo del mercado de trabajo y con una regulación demencial del mercado de trabajo, que no nos sirve para crecer.

7.   La reforma educativa.

Dado que este acto está relacionado con la Universidad, hablaremos de ello.

Tenemos un sistema educativo que es un fracaso. Cuando salen los resultados de PISA los grandes titulares de la Prensa  son:  “España  tiene  una  gran  igualdad  en  los  resultados  de  PISA”.  Sí, todos son igual de malos.

En PISA básicamente lo que se hace es un examen estandarizado a niños del mundo entero. Se ve lo bien que lo hacen en matemáticas y en lengua (comprensión escrita y lectora). Voy a centrarme en matemáticas, pues los distintos idiomas tienen distintas características; es muy distinto hablar chino que hablar castellano, unos con alfabetos, otros con caracteres.

Vamos a coger Madrid y Shanghai, son ciudades comparables (Shanghai, capital económica del país, una ciudad rica, de clase media-alta, la gente no se muere de hambre, urbanizada, con educación de los padres). Resulta que el 26,6% de los estudiantes de Shanghai llegan al nivel 6 (digamos que un sobresaliente) en matemáticas. En Madrid sólo llega a ese nivel el
1,9%. Por cada niño que en Madrid saca un sobresaliente, en Shanghai hay trece niños que lo
sacan.

Si queremos vivir en una economía del conocimiento de alta tecnología, harán falta niños muy buenos en matemáticas, gente que sabe programar y es buena en métodos cuantitativos, etc. Por cada potencial nuevo Bill Gates que tenemos en Madrid, en Shanghai tienen trece. De esto no parece que salga la gente a protestar. La tasa de abandono escolar en España sólo está  superada  por  Turquía  y  por  Malta;  Portugal  y  Grecia  tienen  mejores  resultados académicos  que  nosotros  y,  esto  sí  que  me  rompe  el  corazón,  no  tenemos  ninguna universidad entre las 200 primeras del ranking de Shanghai. Ni una sola. Esto no puede ser así. Uno no puede tener un país en la frontera tecnológica y económica mundial sin producir grandes estudiantes, sin producir grandes profesionales. Imaginemos que cambio esta línea número    tres   y   digo:    “sin    ningún    equipo    de   futbol    entre   los   200    primeros   del    mundo”.  
¡Tenemos una revolución mañana en las calles! Ríanse ustedes de la manifestación de la semana pasada en Barcelona: entrarían en la Federación Española, encarcelarían a Villar y habría 200.000 personas yendo a La Moncloa a quemarlo todo.  Y al final del día que más nos da que tengamos o no buenos equipos de futbol. Las universidades son claves para nuestro futuro. Vayan ustedes alrededor de MIT o de Harvard y miren la cantidad de empresas que se han creado; vayan ustedes alrededor de Stanford y miren ustedes la cantidad de empresas que se han creado. Todos ustedes van a utilizar hoy Google. ¿Por qué existe Google? Google existe porque Stanford tiene el mayor departamento de informática del mundo y dos estudiantes de doctorado aprendieron mucho y dijeron:   “¡Ah!,   ¿y   si   hacemos   un   buscador  mejor   que   esos   que   no   funcionan   nada   bien?   …   y   tienen   una   empresa   gigantesca.   Es   lo   que  necesita España.

Una cosa que me ha quedado clara después de 16 años de estancia en EE.UU. es que los españoles no somos más tontos que los americanos, ni que los israelíes, ni que los argentinos, ni que los alemanes. Somos igual de listos. Lo que ocurre es que en España no damos una oportunidad al crecimiento de la gente y no les damos la formación adecuada. Y el problema de  nuevo  es  que  todos  los  cambios  que  hacemos  en  nuestro  sistema  educativo  son cosméticos. ¿Cuál es la primera medida del Gobierno cuando llega al poder? Es que en vez de llamarse   la   asignatura    “Educación   para   la   ciudadanía”,   se   va   a   llamar   “Educación   cívica”.
 
Efectivamente, eso es lo que necesitamos: como nuestros chavales no saben matemáticas, vamos a cambiar el nombre a una asignatura chorra por otro nombre todavía más chorra.

8.   Otras reformas que tenemos que implementar.

    Nuestro  sistema  de  I+D.    Seguimos  siendo  un  país  que  no  produce  la  cantidad  de investigación que necesita.

    Tenemos  que  cambiar  por  completo  nuestra estructura  administrativa.  Tiene  que  ser mucho más sencilla,   Miren, yo vine en julio a la Universidad de Santander a dar una charla. No se pueden imaginar ustedes el que me paguen de vuelta el billete de avión; es un calvario. Esto no puede ser así, que yo me dedique la mitad de mis mañanas a resolver papeleo con la Universidad de Santander para que me devuelvan los 1.000 miserables dólares que me costó el billete. Es que me están dando ganas de decirles que se queden con el dinero.

    Hemos hablado ya del envejecimiento de la población.

    La supervisión financiera. ¿Qué quieren que les cuente? ¿Ha sido Bankia un accidente?
Bankia  ha  sido  el  producto  de  una  serie  de  decisiones  políticas  y  de  una  serie  de problemas de supervisión que han durado mucho tiempo. Y ha sido la consecuencia  de décadas de medidas incorrectas. Esto no puede funcionar así: necesitamos un Banco de España independiente; necesitamos un Banco de España donde el Gobernador sea independiente del Gobierno; necesitamos un Banco de España que cumpla con su misión.

    Necesitamos defender la competencia. En España sigue sin haber la más mínima cultura de defensa de la competencia. Sigue habiendo muchísimos sectores en los que es dificilísimo entrar a competir, con barreras brutales a la competencia.

    Tenemos  un  problema  de  gobernanza  corporativa.  No  sólo  en  las  Cajas,  sino  en muchísimas empresas.

    Y, por supuesto, tenemos un problema de organización del euro que hay que resolver. El euro tuvo muchos problemas en su principio, estuvo mal diseñado, y hay que entrar a
ayudar a que esos problemas se corrijan.

Incluso una recuperación mucho más vigorosa que la que es probable no eliminará la necesidad de tomar decisiones difíciles.

Objetivos en el medio plazo:
Reorientar España hacia la exportación. Desapalancar la economía privada. Reducir el déficit público.

Objetivos en el largo plazo: establecer las bases del crecimiento en las próximas décadas.
 
No voy a aburrirles mucho más. El argumento principal que me gustaría que recordasen es que, incluso aunque tuviéramos una  recuperación mucho más vigorosa que la que vamos a tener, incluso aunque la economía mundial lo hiciese muchísimo mejor que lo que lo que lo está haciendo en estos momentos, España sigue teniendo unos problemas estructurales y profundos.  La  única manera  para responder a la pregunta del título de esta presentación, ¿cómo salir de la crisis?, es “haciendo  los  deberes”.
 
España necesita básicamente tres cosas:

La fortaleza de entender lo que nos ocurre y de aceptar la realidad. La determinación para efectuar todos los cambios que se precisan. El sacrificio de saber que esto va a ser doloroso.

Si tenemos fortaleza, si tenemos determinación y si tenemos sacrificio ¿vamos a ser capaces de salir de esta situación? Sí; otros países han sido capaces de salir de situaciones mucho más difíciles. Inglaterra, cuando Margaret Thatcher gana las elecciones el 5 de mayo de 1971 está en una situación límite. Sin embargo, Margaret Thatcher   entiende que el Reino Unido tiene que ser la solución y acomete lo que hay que hacer. Un solo ejemplo brutal de la diferencia entre Rajoy y Margaret Thatcher:

    Margaret Thatcher gana las elecciones el 5 de mayo; el 6 de mayo por la noche anuncia su Gobierno; el 8 de mayo por la mañana presenta su presupuesto.

    Rajoy  gana  las  elecciones  el  20  de  noviembre;  anuncia  su  gobierno  el  20  de diciembre y el presupuesto tiene que esperar hasta las andaluzas.

¿Necesita alguien decir algo más?

Otros países que han tenido crisis muy profundas han sido Suecia y Holanda.

    Suecia se encontraba al principio de los 90 en una situación similar a la de España, con un gran boom inmobiliario y el sistema financiero colapsado por un problema fiscal gravísimo. Pero en Suecia hubo un gran consenso nacional para cambiar el país de arriba abajo y Suecia cambió profundamente, lo hizo muy bien y hoy es uno de los países que menos ha sufrido la crisis (de hecho están creciendo al 4%, tan contentos.

    Holanda, al principio de  los 80, también tenía grandes problemas. También se sentaron y en buena parte lo sobrevivieron.

Mencionaba Alfredo Arahuetes que mis intervenciones públicas en la prensa, en las que intento ganar el mayor número posible de amigos (como ven) suelo hacerlas con Luis Garicano, que es profesor en el   London School of Economics. Llamé ayer a Luis y le enseñé por Skype las transparencias.   Me   dijo:   “Jesús,   está   muy   bien   la presentación, estoy de acuerdo con todo lo que dices, pero tienes que terminar con una idea positiva; tienes que decir que si hacemos lo que hay que hacer, se puede solucionar, pero hay que hacerlo. Entonces, yo que soy un admirador del Reino Unido y de los  británicos,  pensé  en  un  poema  de  Kypling,  “IF”,  que   dice que, si tú eres capaz de una serie  de  cosas,  “poseerás  la  tierra  y  todo  lo  que  hay  en  ella”.

Y esto es lo que debemos tener en cuenta para España: que, si hacemos lo que hay que hacer, vamos a poder salir de esta; pero   haciendo cambios simplemente cosméticos no vamos a poder salir, porque no es una crisis coyuntural, sino que se trata de algo mucho más profundo: es una crisis estructural de nuestra nación y de nuestro ordenamiento institucional.

Muchas gracias.

 
COLOQUIO


Pregunta: ¿Cuáles serían una o dos fortalezas sobre las que verdaderamente construir la salida en los próximos treinta años?

Respuesta:

Creo que España tiene tres fantásticas fortalezas:

    Tenemos un clima muy bueno y es una de las cosas que más importa en la vida moderna. En una  economía productiva del siglo XIX, donde lo que uno produce es carbón y acero, uno tiene que estar donde hay carbón y acero. Pero en una economía del conocimiento y de servicios uno tiene que estar donde es agradable. Esto se ve perfectamente en EE.UU.: todos los Estados que han crecido mucho en los últimos veinte años tienen buen clima. España tiene muy buen clima y es un país muy agradable para vivir. Microsoft hace unos años andaba buscando un sitio en donde construir un gigantesco laboratorio de investigación. Al final decidió escoger Cambridge, en el Reino Unido. En Cambridge hace muy mal tiempo, hace mucho frio, llueve, es desagradable,   en invierno anochece a las tres y media. ¿Por qué no pudo Microsoft abrir el laboratorio en Sevilla?, si Sevilla tiene un clima maravilloso, es una ciudad preciosa, la gente es muy simpática. No pudo porque Sevilla no les daba lo que ellos necesitan,  porque  Sevilla  no  tiene  una  facultad  de  ingeniería  tan  buena  como  la  de Cambridge, porque no tiene ni las infraestructuras ni el ordenamiento legal e institucional que Microsoft demanda. El día que seamos capaces de hacer eso, el siguiente Microsoft o el siguiente Google va a querer construir sus laboratorios en España.

    Somos una sociedad muy agradable para vivir. Yo lo veo en EE.UU. España vende bien. Esto es un enorme capital que tiene el país.

    El idioma castellano, el tercer idioma más importante del mundo.

Me parece que existe tantísimo campo para crecimiento en servicios  profesionales y en todo tipo de actividades de la economía moderna donde el idioma, el clima y una sociedad agradable son fundamentales. Pero necesitas educación, infraestructura y un buen sistema jurídico, y eso son cosas que necesitamos ya.

Pregunta: Si en las tertulias sólo hay periodistas (nada preparados ni especializados),  ¿cómo vamos a salir adelante compartiendo ideas constructivas y profesionalmente?

Respuesta:

Respecto a los medios de comunicación, yo soy el primero que cuando empecé a tratar con los periodistas en España quedé profundamente decepcionado, porque el nivel de comentario que hay sobre  temas  de  economía  es  muy  pobre.  Quizás  sea  ingenuamente  optimista,  pero  tengo  la sensación de que si cojo a una persona de clase media de una ciudad como, p.ej., Logroño y le explico las cosas, ese tipo es un tipo sensato y va a entenderlo. El problema es que cómo va a entender esta persona lo que está pasando si al abrir el periódico de lo único que se habla es de las tonterías de las que se habla siempre en España, de las banalidades sobre las que constantemente se discute. ¿Hay que cambiar los medios de comunicación? Sí. ¿Cómo lo podemos hacer? Pues no lo tengo muy claro, sinceramente.   Ese   es   uno   de   los   motivos   por   las   que   nos   metimos   a   crear   el   blog   “Nada   es   gratis”,  intentar que la gente aprendiese un poco de economía. Porque lo que decimos en realidad no es demasiado avanzado. El nivel de comentario que necesita la economía española no es muy técnico, porque los problemas que tenemos en cierto sentido son mucho más obvios. El problema de verdad es que esto no se ha transmitido a la población, que de alguna manera está confusa. A mí me llama mi hermano y me pregunta ¿esto de Bankia, qué ha pasado, qué significa? Y yo se lo explico. Pero hay miles y miles de españoles que tienen un problema: ven  a Bankia y que conclusión obtienen: que el mercado no funciona. Lo que me duele de verdad en Bankia no son los 10.000/15.000 millones que nos va a  costar;  me  duele el enorme coste que supone para la legitimidad de la economía de mercado en España. España es un país que nunca ha sido partidaria del mercado, que nunca ha confiado en los empresarios, que nunca ha confiado en lo que ha hecho a todos los demás países del mundo ricos, prósperos. Siempre ha tenido esa vieja idea de que si eres rico es porque se los has quitado a alguien o has sido ladrón o sinvergüenza. Cuando la gente ve lo de Bankia lo que hace es corroborar sus prejuicios; y eso es lo verdaderamente grave. Es que yo no puedo ahora ver ahora a un chaval de 20/21 años y explicarle que tiene que confiar en el mercado como asignación de recursos y tiene que confiar en los empresarios como una manera de crecer el país. Y los medios de comunicación son una barrera fundamental para conseguir eso.

Pregunta:

Tu opinión sobre tres cuestiones: La economía sumergida, ¿por qué no copiamos lo que se ha hecho fuera para resolver este problema?, La estructura municipal, ¿cuántos municipios sobran?, El euro, ¿no sería mejor dejarlo?

Respuesta:

Empiezo por el euro. Yo siempre fui muy escéptico acerca del euro. Me parecía que era algo que Europa no necesitaba y que no era una prioridad. A la vez, creo que en estos momentos salirnos del euro tiene más riesgos que beneficios potenciales. Reconozco que esto, en primer lugar,  nunca se ha hecho y no se sabe; es un tema que depende de tus creencias hasta un nivel muy alto. Me preocupan dos temas de salirnos del euro:

    Originaría unos problemas jurídicos tremendos. Cuando EE.UU. se salió del patrón oro  hubo  quince  años  de  litigios  y  la  Corte  Suprema  se  pasó  veinte  años resolviendo problemas al respecto y, aún así, no se estaban cambiando de moneda, era solo si había o no una relación fija entre la moneda y el oro. Me da la sensación que el salirnos del euro iba a hacer de oro todos los abogados de España; al resto de españoles, no está muy claro.

    Significaría darles de nuevo el poder a los políticos. La gran cosa que le veo al euro es que impone restricciones a nuestros políticos. Uno de los problemas de España es   lo   que   César   Molina   llama   “el   capitalismo   castizo”.   Que   es     que   la   mitad   de  España  vive del B.O.E., de una manera o de otra. Muchas de las empresas de España dependen brutalmente de la regulación y todo al final ocurre en Madrid. España no puede vivir en una situación donde cuando cambia el Gobierno cambien los directivos de muchas empresas que en principio son empresas privadas. El euro y la Unión Europea es una de las pocas restricciones que tenemos a este profundo instinto caciquil de nuestros políticos. Salirnos del euro supondría dejarles totalmente libres y dispuestos a la locura. Ahora, ¿quiere decir esto que no esté dispuesto a cambiar radicalmente la estructura de gobernanza del euro? Sí, el euro tiene problemas muy graves y tiene que ser cambiado. Es otro motivo por el que España tiene que hacer los deberes, porque ¿cómo podemos ir a Bruselas o a Frankfurt  y  decir  que  el  euro  como  está  ahora  no  funciona  y    que  hay  que cambiarlo, cuando no estamos haciendo lo que nos corresponde a nosotros? Cuando uno tiene la entereza moral de hacer lo que tiene que hacer es cuando puede reclamarles a otros que hagan lo que los otros tengan que hacer.

El tema de los ayuntamientos. Creo que en España hay que reducir el número de ayuntamientos en un 80%. Hay que fusionar todos los ayuntamientos pequeños y todas las ciudades que tengan menos de 200.000 habitantes no tienen que tener alcalde; tienen que tener, como en EE.UU., un sistema de City Manager, con concejales, que forman parte de una especie de Consejo de Administración que supervisa que la ciudad funcione. Porque al final, salvo en las grandes ciudades, como Madrid y Barcelona, todo lo que tiene que hacer el ayuntamiento son cuestiones meramente técnicas: que el alcantarillado funcione bien, que las calles estén limpias, que se recoja la basura correctamente, etc. Y para eso sólo se necesitan buenos gestores, profesionales y bien pagados. Una reforma estructural de la administración municipal, totalmente. Hay que pensar que hacemos con las diputaciones (probablemente eliminarlas) y pensar seriamente en cómo organizamos territorialmente el Estado. Porque  lo  que  no  podemos  es  pasarnos  hablando  el  50%  de  nuestros  días  de  lo  que  venimos hablando desde hace treinta años, porque esto es un cáncer que está destruyendo el resto de España.

 “La   econ o mí a   su mer gid a”  . El problema de la economía sumergida es que no sabemos exactamente cuánto hay, porque si no, no sería sumergida. La gente que la ha estimado con un  poco más de detalle piensa que es como un 22%/23% del PIB. Tampoco pensemos que en otros países europeos es mucho más baja. Yo siempre pongo el ejemplo de que en Suecia es el 17%,  más o menos. Sí, tenemos entre un 5% y un (% de economía sumergida que sería interesante reducirla, pero es una cosa  que  tampoco  uno puede  eliminar  de  la  noche  a  la  mañana.  Buena  parte  de  la  economía sumergida viene del hecho de que tenemos una regulación totalmente demencial y que realmente hay muchas actividades que si tuviesen que cumplir con toda la regulación, simplemente no serían viables. Por tanto no es tanto un problema de si hay o no voluntad política de resolver el problema de la economía sumergida, como de si hay o no voluntad política  de tener un marco  de relaciones laborales e industriales donde a uno no le compense estar   en  la economía sumergida. Yo creo además que el problema de la economía sumergida va un  poco  más lejos:  es  un  problema de cumplimiento de las normas. Los españoles seguimos sin estar  convencidos de que las normas hay que cumplirlas. Hay un artículo demoledor de un catedrático de Berkeley que se llama Eduardo de Miguel. Una de las cosas de las que se quejan  los neoyorquinos es de  lo mal que aparcan los diplomáticos de las Naciones Unidas, que éstos tienen inmunidad diplomática. El Departamento de Policía les multa, aunque las multas luego no se pueden cobrar. Eduardo de Miguel va al Dpto. de Policía y les pide todas les multas que se han puesto en Nueva York a los diplomáticos  desde 1997 al 2004. El país que más multas tiene es   Kuwait; cada diplomático kuwaití genera 240 multas de aparcamiento al año, de media, lo cual quiere claramente decir que Kuwait tiene un problema de cumplimiento de normas. Como total no me van a poner una multa, piensa la gente, puedo dejar el coche donde me dé la gana. No, no es eso; aparcar mal está mal, el que te pongan o no una multa es indiferente. Está mal aparcar donde no debes porque dificultas la vida de todos los demás. Por el otro lado, ¿Cuántas multas tiene de media un diplomático alemán? Cero. Lo mismo que un diplomático inglés  o  un  diplomático  sueco.  ¿Cuántas  tiene  un  diplomático  español?  Quince  al  año  por diplomático.  Y  los  diplomáticos  españoles  son  por  lo  general  gente  muy  educada  y  de  la  élite española y, sin embargo, consideran que pueden dejar el coche mal aparcado para que les pongan una multa quince veces al año y se quedan tan tranquilos. Hay un problema de cumplimiento de normas y esto no es porque tengamos unos políticos, porque los diplomáticos de las Naciones Unidas no son políticos, no son las listas cerradas. Los españoles no estamos convencidos de que las reglas hay que cumplirlas.

Pregunta:

¿Hay un poco de luz en el túnel? Hay un dato que creo que es favorable: en el año 2008 teníamos todavía un déficit en el sector exterior del 10%; este año parece que vamos a alcanzar un equilibrio en nuestra Balanza de Pagos y, si sigue esta tendencia, lo normal es que el año que viene tengamos un superávit en el sector exterior, gracias a las exportaciones y a que obviamente las importaciones han caído por la caída de la demanda interna. ¿Crees tú que esto es un dato que tiene un contenido estructural, que la empresa española se está volcando en el exterior y eso se va a mantener en el futuro, no como ha ocurrido en otras ocasiones en los que la empresa   ha recurrido a las exportaciones de manera coyuntural para cubrir la caída de la demanda interna, y que esto ayude a salir de la crisis y podamos incluso repagar deuda interna?

Respuesta:

Creo que una de las cosas positivas es que hemos reducido nuestro déficit exterior de una manera muy radical. Me gustaría pensar que va a durar y que va a durar mucho. Le debemos al resto del mundo 1 año de PIB; es decir, los españoles, para repagar todas nuestras deudas al resto del planeta, deberíamos trabajar todo un año para el resto del planeta, sin comer un trozo de pan ni beber un vaso de agua. Entonces, España está obligada de alguna manera en los próximos 10 o 20 años a tener un superávit de la Balanza como de un 2%-3% de manera sistemática. El miedo que yo tengo es si realmente  la  economía  mundial  el  año que  viene  entra en  una  situación  más  delicada  (existen motivos para estar preocupados acerca de lo que ocurre en China) y que esto perjudique a nuestras exportaciones. También tengo un poco de preocupación en el medio plazo sobre nuestra estructura de exportaciones. España sigue siendo un país que depende mucho de la exportación de bienes como el automóvil y de un nivel de tecnología relativamente media y el problema es que eso es un mundo en el que hay mucha competencia y cada vez la va a haber más. Es muy difícil dedicarse a exportar coches cuando cada vez hay más países que hacen coches. Me gustaría pensar que España va a ir moviéndose poco a poco hacia la exportación de bienes y servicios de más alto nivel de calidad y de más alto nivel de tecnología. Pero sí; creo que una de las cosas positivas de la economía española es nuestra capacidad de exportar en estos momentos. Lo cual, de nuevo, viene al tema al que me refería anteriormente de la educación y de que necesitamos un nivel educativo alto y buenos empresarios y buenos profesionales. Y va con temas como los idiomas: una de las tristes cosas de España es que nuestro nivel de idiomas sigue siendo muy malo. Ayer me reunía con un estudiante que me decía que había ido a un curso de verano a Essex, en Inglaterra, a un curso de verano y que había cantidad de españoles que no se enteraban del inglés. Seguimos teniendo universitarios españoles con 22/23 años que van a Inglaterra y no pueden seguir una clase en inglés. Esto no puede ser, porque no puedes exportar si no hablas bien los idiomas. España realmente tiene que hacer un esfuerzo no sólo de idiomas sino también cultural, es decir, abrirse un poco hacia el exterior, tener interés por lo que tienen otros países. ¿Cuántas cátedras de historia china hay en España? Muy poquitas. ¿Cuántas cátedras de literatura china hay en España? Pues muy poquitas. En toda España no se puede estudiar hindi. Hay seiscientos millones de personas que hablan hindi. ¿Quién sabe algo en España acerca de la historia de la India? Quizás la India es un sitio al que podríamos dedicarnos a exportar como posesos de aquí a 10 años. Y eso es algo que tiene que cambiar dentro del país.

Pregunta:

Viendo cómo van las cosas, si vamos al rescate, que a lo mejor hay que ir, te queda por contestar la última parte del título de la conferencia: ¿entonces, cuándo?
 
Respuesta:

Rescate. La verdad es que yo estoy un poco confuso. No sé porqué el rescate no se pide en estos momentos. Me llegan informaciones contradictorias: hay gente que tiene la opinión de que es que están esperando a las gallegas y al día siguiente de las gallegas va a haber un rescate; gente que dice que en realidad tienen mucho miedo de Finlandia, de que el parlamento de Finlandia no apruebe un rescate y entonces va a haber un rescate por la puerta de atrás, a través del BCE comprando deuda.

La evidencia internacional de muchas crisis en muchas décadas es que las salidas de crisis financieras como la que tenemos son muy dolorosas y tardan mucho tiempo. A mí me extrañaría mucho que, incluso  aunque  hiciéramos todo lo que tenemos que hacer, España empezase a tener tasas de crecimiento positivo significativas antes del 2015, lo cual largo me lo fiais, pero es lo que es. Y es precisamente a lo que me refería antes con la fortaleza, la determinación y el sacrificio de tener claro lo que queremos hacer y de tener la paciencia y, sobre todo, no perder los nervios. Pero claro, esto son tres años de recuperación una vez que uno empieza el tratamiento; si no lo empieza, los tres años se siguen moviendo hacia adelante. O sea, que si empezásemos ahora a hacer las cosas bien, yo creo que en el 2015 empezarían las cosas a parecer algo mejor.



Jesús Sainz, Presidente del Club Empresarial ICADE, cerró el acto reiterando el agradecimiento a Jesús Fernández-Villaverde por su brillante intervención y generoso esfuerzo, desplazándose además ex profeso  desde  EE.UU.,  y  a  la  Fundación  Wellington  por  patrocinar,  una  vez  más,  un  desayuno- coloquio nuestro.

La Fundación Wellington desarrolla desde su constitución una intensa labor de promoción del conocimiento, tanto mediante el impulso de la formación, sobre todo entre los empleados del Hotel Wellington y sus familiares, como de apoyo a investigaciones y publicaciones de carácter sociológico y fundamentalmente económico.

Asimismo, organiza coloquios sobre asuntos de actualidad e interés con la participación de grandes expertos en las materias. En esta línea de apoyo al debate y a la creación de opinión, en aras de la articulación e impulso de la sociedad civil, colabora con el Club Empresarial  ICADE  desde  hace  dos  años,  patrocinando  su  ¨  Desayuno  con…¨,  en  los  que  participan importantes juristas y economistas, como en el caso de este acto celebrado el pasado día 18 de febrero.

Fundación Wellington.   c/ Velázquez, 8, 28001 Madrid.   Tel. 91 577 88 16 – 91 423 14 81 fundación@fundacionwellington.com   http://www.fundacionwellington.com

Alcista

  • Hero Member
  • *****
  • Mensajes: 500
  • Karma: 10
Que vergüenza de Pais y de personas ..solo siento asco por los la Clase Politica
« Respuesta #7 en: 28 de Mayo del 2015 a las 09:50:13 »
Josua, esto no hay quien lo lea